Open navigation

¿Cuáles son mis derechos si se cancela o retrasa un medio de transporte?

Si tu tren se cancela o retrasa

Siempre tienes derecho a recibir información adecuada sobre la situación mientras dura la espera.

Si se te comunica que llegarás a tu destino final con un retraso de al menos una hora, tienes derecho a:

  • Cancelar tus planes de viaje y solicitar un reembolso inmediato del coste de tu billete (a veces, en su totalidad; otras, únicamente por la parte del viaje que no se ha realizado).
    También puedes tener derecho al viaje de vuelta gratuito a tu punto de partida inicial, si el retraso te impide cumplir con la finalidad de tu viaje.
  • El transporte a tu destino final en cuanto sea posible (o en una fecha posterior de tu elección). También puede utilizarse un medio transporte alternativo si el tren se ha quedado bloqueado y el servicio está suspendido.
  • Comida y bebida (en función del tiempo de espera)
  • Alojamiento (si tienes que pernoctar)

Si el servicio se cancela o retrasa

Siempre tienes derecho a recibir información adecuada y oportuna sobre la situación mientras dura la espera.

Si el servicio se cancela o si la salida se retrasa más de 90 minutos, podrás elegir entre:

  • El reembolso de tu billete y, en su caso, el viaje de vuelta gratuito a tu punto de partida inicial; por ejemplo, si el retraso te impide cumplir con la finalidad de tu viaje
  • O bien el transporte, en condiciones similares, hasta tu destino final tan pronto como sea posible y sin coste adicional.

Si tu salida se retrasa más de 90 minutos, en la mayoría de los casos tendrás derecho a:

  • Comida y bebida (en función del tiempo de espera)
  • Alojamiento (si tienes que pernoctar)

Si tu autobús se cancela o retrasa

Siempre tienes derecho a recibir información adecuada y oportuna sobre la situación mientras dura la espera.

Si se cancela el servicio de larga distancia (más de 250 km) que habías reservado o la salida se retrasa más de dos horas, podrás elegir entre:

  • El reembolso de tu billete y, en su caso, el viaje de vuelta gratuito a tu punto de partida inicial; por ejemplo, si el retraso o la cancelación te impiden cumplir con la finalidad de tu viaje
  • O bien el transporte, en condiciones similares, hasta tu destino final tan pronto como sea posible y sin coste adicional.

Si tu viaje de larga distancia (más de 250 km) tenía una duración de más de tres horas y la salida se retrasa más de 90 minutos o se cancela, también tienes derecho a:

  • Comida y bebida (en función del tiempo de espera)
  • Alojamiento (si tienes que pernoctar). Recuerda que las empresas de transportes no están obligadas a cubrir el alojamiento si el retraso se debe a condiciones meteorológicas extremas o a catástrofes naturales.

¿Ha sido útil esta respuesta? No

Enviar comentario
Por favor ayúdanos a mejorar dejando tus ideas o comentarios